La lectura es uno de los pasatiempos que no pasan de moda, a pesar del avance de la tecnología. Para que te des una idea, solo en Estados Unidos el 81% de las personas entre 19 y 29 años lee al menos un libro al año, al igual que el 72% de quienes tienen entre 30 y 49 años de edad, según Statista. Mientras que en Latinoamérica el 78% de la población tiene el hábito de la lectura, de acuerdo con dicho portal.

A esos datos agrega que en EE. UU. el mercado de la venta de libros se estima en $11 billones al año, según IBIS World. Con todo ello, puedes notar que vender libros puede ser un negocio rentable, aunque es probable que tú ya lo sepas.

Si estás leyendo este artículo, seguramente eres un librero y sabes muy bien que la gente no ha dejado el gusto por los libros. A pesar de ello, por una u otra razón crees que a tu librería le podría ir mejor y andas buscando formas de conseguirlo. No te preocupes, ¡estás en el lugar indicado! Te compartimos 5 estrategias de marketing para librerías que le darán un impulso a tu negocio.

 

El negocio de las librerías en números

 

1. Crea un blog para tu librería

 

¿Alguna vez has escuchado hablar del marketing de contenidos (content marketing en inglés)? Es una estrategia de mercadeo que consiste en crear contenido de valor para atraer y retener a la gente. 

Para que te des una mejor idea de su funcionamiento, imagina que estás cambiando de canal y no encuentras nada interesante. Cuando estás a punto de apagar la televisión, te topas con una escena que llama tu atención. Nunca la habías visto, pero decides dejarla y antes de que te des cuenta ya están pasando los créditos de la película. Te quedaste tan enganchado que al día siguiente buscas más información sobre el filme, los actores, el director, etc.

El marketing de contenidos actúa de forma similar. Una empresa ofrece algún tipo de información o datos de interés para su público objetivo, sin ningún tipo de publicidad o anuncio implícito. La intención es que la persona que lo lea se interese por conocer más acerca de dicho negocio y se acerque a él (como tú lo hiciste con la película en el ejemplo anterior). Un estudio de HubSpot revela que el 70% de los profesionales de marketing utiliza esta estrategia.

Una forma de poner en práctica este tipo de marketing es mediante un blog, es decir, una página web en la cual puedes publicar contenido de forma cronológica, como si fuese un diario o bitácora. De acuerdo con un estudio del Instituto de Content Marketing, el 70% de las empresas que venden productos a personas particulares utiliza un blog como estrategia de mercadeo.

Para poder crear un blog necesitas 3 elementos: un dominio, un hosting y una plataforma para crear contenido en línea, también llamada CMS (content management system). Descuida, puedes conseguir los tres en un mismo sitio, pues hay proveedores web que te ofrecen paquetes más económicos que si adquieres cada herramienta por separado. 

Además, algunas plataformas (como Blogger o WordPress) te permiten trabajar con un dominio y un hosting gratuito, por lo que no debes pagar nada para empezar a generar contenido. No obstante, te sugerimos que pagues por tu propio dominio, ya que de esta forma todos los artículos que crees te pertenecerán de manera oficial.

Y por cierto, no te preocupes si no eres un experto en programación o computación. Con un CMS no necesitas conocimientos previos en esas materias para crear tu blog. Las interfaces de esas plataformas te facilitan el trabajo y en cuestión de minutos u horas puedes tener creado tu contenido.

Cuando hayas elegido tu dominio, tu hosting y tu CMS, te dejamos algunas sugerencias para que empieces a publicar tus artículos:

 

Define tu público objetivo y tu contenido

 

Antes de que publiques algún artículo, te recomendamos que definas a qué personas vas a dirigir tu contenido. ¿Quién te interesa que lo lea? ¿A quién quieres atraer? ¿Qué tipo de cliente esperas para tu negocio? ¿Qué contenido podría beneficiar a tu librería y a tus clientes potenciales? Una investigación de ITSMA revela que el 81% de las personas está dispuesta a consumir un producto si la empresa que lo vende tiene definido su enfoque. 

Para tener una mejor idea de tu público objetivo, te sugerimos que analices las ventas y el inventario de tu librería. ¿Se vende más poesía, narrativa o teatro? ¿Las novelas de misterio se venden más o menos que los libros didácticos? ¿Qué tantos libros infantiles vendes a la semana? Si conoces la demanda de productos en tu librería, puedes formarte una mejor idea de los hábitos y gustos de tus clientes.

Respecto al contenido, debes saber que en un blog puedes publicar más de un tipo de texto: artículos, noticias, preguntas y respuestas, consejos, tutoriales, entrevistas, entre otros. Puedes intentar compartir cada uno de ellos. Para que te des una idea de cuál te puede servir, te contamos que, según Statista, los formatos preferidos para los blogs son: artículos de “cómo hacer” (77%), noticias y tendencias (49%), guías e e-books (47%) y opiniones (44%).

 

Sin importar cuál elijas, te recomendamos que intentes publicar contenido relacionado con la lectura, ya que tú te dedicas a vender libros. Puedes, por ejemplo, publicar algunos consejos para desarrollar mejores hábitos de lectura. También puedes hacer recomendaciones de libros (mejor si tú los tienes disponibles), autores o hasta alguna producción basada en una obra literaria (películas, series, documentales, etc.).

Mira, por ejemplo, a Librería Latinoamericana. Este negocio de Quetzaltenango, Guatemala, publica artículos en los que da algunos consejos a sus lectores (siempre en relación con los libros) y algunas reseñas de actividades culturales.

 

Marketing para librerías. Ejemplo de blog de librería latinoamericana

 

Publica contenido extenso y de calidad

 

De acuerdo con un estudio de Orbit Media Studios, el 56.3% de los blogueros ha obtenido mejores resultados al publicar artículos con más de 2000 palabras. Es decir, mientras más extenso sea tu contenido, tienes más probabilidades de atraer más público, así que tómalo en cuenta cuando escribas algún texto para tu blog.

Intenta profundizar en el tema sobre el que quieres escribir. No te quedes solo con el qué, sino que intenta responder el cómo, por qué o para qué. Por ejemplo, si vas a publicar una reseña de un libro, intenta decir más que “el libro es bueno” o “la novela es mala”. Argumenta por qué, da un contexto de la obra, del autor, cómo afecta un personaje o situación a la trama, etc.

Eso sí, la cantidad no es suficiente, debes cuidar siempre la calidad de tu contenido. Según Social Marketing Writing, la calidad del contenido (30%) es la principal característica que le da credibilidad a un blog, seguida por un buen diseño (17%) y una publicación regular (15%). Por ende, procura que lo que escribas sea de interés o beneficio para tu público. 

Finalmente, te recomendamos que cuides la ortografía y la redacción, pues un estudio de Global Lingo señala que el 59% de las personas evita hacer algún negocio con una empresa que comete errores ortográficos en sus publicaciones en línea.

 

Utiliza imágenes y videos para mejores resultados

 

De acuerdo con un sondeo de Buzzsumo, los artículos que tienen al menos una imagen por cada 75 a 100 palabras obtienen el doble de interacción. Por su parte, OptinMonster señala que las entradas con contenido visual atraen a un 94% más de lectores que aquellas que solo tienen texto.

Por ende, te recomendamos que incluyas imágenes en los artículos que publiques. Procura que estas tengan relación con la información, de forma que sirvan para complementarla. Y vigila el peso de las fotos. Mientras más pesadas sean, más tiempo tardará tu blog en cargar. Según Adobe, el 39% de las personas abandona un sitio web si este demora mucho en cargar su contenido. 

 

Marketing para librerías. Ejemplo de foto en blog

 

También puedes usar videos, ya que según OptinMonster el contenido con algún video puede generar hasta 50 veces más tráfico. Es decir, puede aumentar las posibilidades de que la gente te conozca y te lea. Es preferible que uses videos creados por ti, pues algunas plataformas (como Blogger) pueden tener políticas de derechos de autor, por lo que te puedes meter en problemas por usar material de otras personas o empresas.

 

2. Aprovecha las redes sociales para darte a conocer

 

Las redes sociales cada vez tienen más importancia para las empresas. En primer lugar, según un estudio elaborado por HootSuite y We Are Social, 3.45 billones de personas en todo el mundo utilizaba las redes sociales a principios de 2019. En tan solo un año, ese dato incrementó a 3.8 billones. 

En segundo lugar, de acuerdo con Global Web Index, el 54% de esos usuarios utiliza dichas plataformas para buscar algún producto o servicio. Es decir, ¡más de 2 billones de personas en el mundo esperan encontrar a una empresa o vendedor en las redes sociales! Sin duda, estas pueden representar una oportunidad para tu librería, pero debes saber cómo utilizarlas.

Lo primero que debes hacer es decidir en qué plataformas vas a trabajar. El abanico de opciones es bastante amplio, pero para que ahorres recursos y tiempo, te sugerimos trabajar con 3 de ellas: Facebook, Instagram y WhatsApp.

 

Comparte contenido variado en Facebook

 

Nada mejor que empezar con la red social número uno del mundo. Según Statista, existen 2.5 billones de usuarios en Facebook. Además, la misma red social señala que 90 millones de pequeñas empresas la utilizan para promocionarse.

La primera recomendación que te damos es que crees una fanpage para tu librería. Gracias a ello, tendrás acceso a funciones muy útiles que no están disponibles en una cuenta individual. Por ejemplo, podrás tener un mayor alcance, pues con un perfil personal solo puedes tener 5000 amigos, mientras que con uno empresarial no hay límite de seguidores.

Además, una fanpage te permite monitorear el comportamiento de tus publicaciones y de tu público. Es decir, gracias a las estadísticas de la página puedes saber cuál de tus posts tuvo más interacción, a qué hora hay más visitas en tu perfil, si te siguen más mujeres u hombres, etc. Esto te puede ayudar a definir mejor el contenido que publicas.

Por si eso fuera poco, otras funciones que incluye una fanpage son: programar contenido a cualquier hora, pagar por publicidad en Facebook, añadir todos los datos de tu librería (horarios, dirección física, teléfono, correo, etc.) y delegar la administración de tu perfil a otra persona (por si en algún momento quieres contratar a un community manager).

Cuando ya tengas tu perfil empresarial o fanpage, es hora de pasar a la acción. Te recomendamos que compartas diferente tipo de contenido para tus seguidores, empezando por los mejores libros, novedades, ofertas o promociones que haya en tu librería. 

Por ejemplo, si identificas que hay alguna obra literaria que se ha vendido más últimamente o quizá entró un nuevo título a tu inventario, no dudes en publicarlo en Facebook. Recuerda escribir la información más relevante, como el nombre del libro, el autor y el precio. 

Te recomendamos que también uses hashtags, pues estos pueden incrementar la interacción de tus publicaciones en un 12.5%, según QuickSprout. Solo procura no utilizar muchos, ya que mientras más etiquetas tenga un post, menos interacción puede tener. En la siguiente gráfica puedes ver reflejada esa situación:

 

Marketing para librerías. Hashtags en Facebook
Foto: QuickSprout

 

Asimismo, sin importar de qué trate tu post, acompáñalo con al menos una imagen. Según Buzzsumo, las publicaciones de Facebook con imágenes tienen 2.3 veces más interacción que aquellas que solo contienen texto.

 

Marketing para librerías. Ejemplo de publicación en Facebook.

 

Otra opción que te puede ayudar a tener más alcance en Facebook es publicar algunos videos. Puede ser uno muy corto que muestre el libro más reciente de tu librería, de alguna actividad que vayas a llevar a cabo en el local, un mensaje a tus seguidores o clientes, algún consejo o recomendación de lectura, etc.

Sin importar qué clase de contenido compartas, te sugerimos que tomes en cuenta tres aspectos de tus videos: que se entiendan sin audio, que tú mismo los subas a Facebook y que los primeros segundos sean atractivos para el público.

De acuerdo con la revista Digiday, el 85% de los videos en Facebook son vistos sin el audio activado. Por ende, es recomendable que las personas puedan entender el mensaje del video sin necesidad de escucharlo. Puedes utilizar subtítulos, ayudarte de la descripción del video o simplemente aprovechar las imágenes en él.

Por otro lado, una investigación de Quintly, señala que los videos que se suben directamente a Facebook (sin estar enlazados a un sitio externo o sin tener publicidad) poseen un 110% más de interacciones. 

Finalmente, según un reporte de Facebook, el 65% de la gente que ve los primeros 3 segundos de un video suele mirar los siguientes 10 segundos o incluso el resto del material. Es decir, los primeros instantes de tu video son fundamentales para enganchar a la gente y para que esta que decida seguir viendo tu contenido por más tiempo. 

 

Los recursos visuales no deben faltar en Instagram

 

Otra de las redes más usadas es Instagram. Statista indica que esta plataforma posee 1 billón de usuarios en todo el mundo y, según datos de dicha red social, el 90% de los perfiles sigue al menos a una marca o empresa. 

Además, un estudio de Facebook señala que el 87% de la gente se ve influenciada por la información que mira de un producto o servicio en Instagram, a tal punto que decide hacer una compra, seguir el perfil de la empresa, visitar la tienda de forma física, contactar al vendedor, etc. En otras palabras, esta red social también es una buena opción para atraer a seguidores y clientes potenciales.

Igual que en Facebook, lo primero que debes hacer es crear un perfil de empresa, pues con él tendrás acceso a las estadísticas de tu cuenta, los anuncios de Instagram y a los enlaces en las historias.

Si entras en cualquier perfil de Instagram, puedes darte cuenta de que es una red muy visual: los posts son prácticamente imágenes o videos acompañados de algún texto. De hecho, la agencia Omnicore señala que a diario se publican más de 100 millones de videos e imágenes en esta red social. Por ende, la principal recomendación en esta plataforma es que utilices estos recursos para dar a conocer tu librería.

Te sugerimos que compartas las novedades en tu inventario. Es decir, si hay algún libro nuevo, si ya tienes más copias de alguna obra muy solicitada o si recibiste ediciones especiales de un texto ya existente. También puedes compartir los descuentos o promociones que tengas disponibles. En este caso, recuerda incluir las especificaciones de dichas ofertas (si hay restricciones, periodo de vigencia, etc.).

Eso sí, también te sugerimos que no publiques solamente ofertas o contenido enfocado directamente en las ventas. Un estudio de la consultora Prophet revela que el 90% de las personas puede molestarse si una empresa a la cual sigue en redes sociales solo promociona sus productos o servicios.

Para evitar esa situación, puedes recurrir al storytelling. Esta estrategia consiste en contar una historia a tus seguidores para que ellos conecten con tu empresa y lo que esta ofrece. Podríamos decir que es una manera bastante sutil para recomendar tu trabajo. De hecho, OneSpot señala que el 92% de los consumidores prefieren que las empresas creen publicidad que parezca una historia.

Puedes tomar como ejemplo la siguiente publicación de Librería Sophos. Si prestas atención, te darás cuenta de que tratan de promover la adquisición de un libro apelando a las emociones. En este caso, usan el vínculo entre el gerente y su hijo para sugerirle a la gente que los libros pueden fortalecer relaciones y crear momentos especiales. Claro, en ningún momento mencionan palabras o frases como “compra”, “adquiere”, “encuentra aquí”, etc.

 

Marketing para librerías. Ejemplo de publicación en Instagram

 

Otra recomendación es que compartas un poco de literatura con tus seguidores. Nos referimos a que compartas frases o fragmentos de alguna obra, datos o estadísticas acerca de la lectura e incluso uno que otro libro para que lean. De hecho, si te animas, podrías subir un video en el que tú o alguien de tu confianza aparezca leyendo o recitando algún texto.

Otra herramienta de Instagram que puedes usar son las historias. Statista señala que 500 millones de personas publican al menos una story a diario. Prácticamente se trata de la mitad de usuarios de la red social. Además, según Instagram, el 68% de la gente se interesa más por una marca o un producto después de verlo en las stories

Puedes publicar algunos de tus libros en las historias de Instagram, interactuar con tus seguidores mediante encuestas o preguntas rápidas, recomendar alguna obra o simplemente mostrar un pequeño espacio de tu librería mediante un video corto. Solo recuerda que las stories duran 24 horas.

 

Marketing para librerías. Ejemplo de historia en Instagram

 

Finalmente, ya sea que publiques videos, imágenes o historias, no olvides incluir hashtags en ellos. De acuerdo con Sprout Social, el uso de estas herramientas puede darles hasta un 12.6% más de interacción a tus publicaciones en Instagram. Te sugerimos que uses etiquetas relacionadas con el contenido que publicas y con tu librería.

 

Comunícate con tus clientes por WhatsApp

 

Esta red social es también de las más utilizadas a nivel mundial. Según Statista, tiene 1.6 billones de usuarios en todo el planeta, lo cual la convierte en la plataforma de mensajería móvil más popular en el mundo. Es tan popular que las empresas también la utilizan para estar en contacto con sus clientes y tú también puedes hacerlo.

Ahora bien, si vas a utilizar esta app, te recomendamos que consigas un smartphone de uso exclusivo para tu negocio y que descargues WhatsApp Business. Esta versión para empresas la puedes descargar de forma gratuita en las tiendas de Android y iPhone. 

Al igual que la versión estándar, WhatsApp Business te permite chatear sin problemas con tus clientes, resolver sus dudas, atender sus pedidos, etc. Incluso puedes enviarles y recibir distintos tipos de archivos. Sin embargo, esta app para empresas te brinda opciones más avanzadas de configuración de perfil y comunicación.

Para empezar, mientras en la versión estándar tú solo escribes un nombre de usuario, un estado y una fotografía, con WhatsApp Business puedes usar el nombre real de tu librería (mucho ojo acá, ya que este no lo podrás cambiar más adelante), la dirección física de esta, la dirección de tu blog, tus horarios de atención y hasta una breve descripción de tu librería.

 

Marketing para librerías. Ejemplo de WhatsApp

 

Otra función que presenta la app son los mensajes de bienvenida. Estos son textos automáticos que se envían a quienes chatean con tu librería por primera vez o a quienes llevan más de dos semanas sin hacerlo. Para programarlos solo debes dirigirte a la sección “Ajustes” en el menú de WhatsApp Business, luego a “Ajustes de empresa” y presionar el botón “Mensaje de bienvenida”. Personaliza el texto como prefieras y guárdalo.

En este mismo aspecto, puedes también agregar respuestas rápidas para algunas preguntas frecuentes. Por ejemplo, quizá muchas personas te escriban para consultarte si tienes disponible Viaje al centro de la Tierra de Julio Verne. Entonces, para ahorrarte el tiempo de responder manualmente lo mismo a todas ellas, puedes crear un mensaje estándar.

Para ello, ve a “Ajustes de empresa” y presiona “Respuestas rápidas”. Toca la opción “Añadir” y escribe el mensaje que quieres crear. Posteriormente, asígnale un atajo en el teclado (puede ser cualquier tecla o palabra, solo recuerda cuál elegiste)  y guárdala. Cuando quieras usar tus respuestas guardadas, solo debes escribir “/” y elegir la que más se ajuste a la pregunta de tu cliente.

Finalmente, WhatsApp Business te da acceso a estadísticas de tu perfil. Gracias a esto, puedes saber cuántos mensajes has enviado, cuántos de ellos se han entregado, cuántos se han leído, etc. Esta información te puede orientar a mejorar tus estrategias de comunicación en esta plataforma.

 

3. Usa también el marketing estacional

 

Si revisas cualquier calendario, puedes notar que hay fechas o celebraciones especiales a lo largo del año. Por ejemplo, San Valentín, Navidad, el Día de la Madre, etc. Por lo general, en ellas la gente suele dar algún regalo a sus seres queridos y a veces no escatiman en gastos con tal de ver feliz a esa persona especial.

Las empresas saben muy bien eso, así que tratan de aprovechar esas temporadas para incrementar sus ventas mediante el marketing estacional. Este tipo de mercadeo consiste en ofrecer productos o servicios especiales en determinadas épocas o días del año. De hecho, la National Retail Federation señala que el 65% de las compras que la gente realiza en alguna festividad está influenciado por descuentos o promociones.

Por ende, tú también puedes aprovechar estas fechas especiales para incrementar un poco las ventas de tu librería. Para ello, aquí te brindamos algunos consejos:

 

Celebra las festividades literarias

 

Aunque no suelen aparecer en un calendario convencional, existen muchas efemérides o celebraciones relacionadas con la literatura. Ya que tu negocio consiste en vender libros, no estaría mal que ofrecieras algún descuento en libros seleccionados durante este tipo de fechas.

Por ejemplo, para el Día Mundial de la Poesía (21 de marzo) podrías dar un descuento en libros de poesía; o quizá sortear un poemario especial entre las personas que te hayan comprado durante la última semana. Lo mismo puedes aplicar para el Día Mundial del Teatro (27 de marzo), pero orientado hacia los textos dramáticos. Mira, por ejemplo, la promoción de Casa del Libro para celebrar el Día del Libro (23 de abril):

 

Marketing para librerías. Promoción día del libro

 

También te recomendamos que investigues las fechas de nacimiento de los autores más representativos de tu país. De este modo, cuando se conmemora su natalicio puedes ofrecer descuentos especiales en las obras de dicho escritor. Si algún autor ha ganado algún premio importante a nivel internacional, también podrías tomarlo en cuenta para tus promociones.

Incluso, para este tipo de conmemoraciones podrías organizar un evento orientado a la vida u obra de determinado autor. Por ejemplo, si eres de Guatemala, para el natalicio de Miguel Ángel Asturias (19 de octubre) puedes organizar un club de lectura de algún libro de este autor.

 

Aprovecha temáticas de libros para ciertas fechas

 

Aunque en clases nos suelen enseñar que existen 3 géneros literarios (narrativa, poesía y teatro), tú más que nadie sabe que los libros se pueden dividir en diferentes subgéneros o por temáticas y características. Por ejemplo, hay obras de política, de publicidad, de ciencia ficción, de aventuras, para niños, etc.

Tomando eso en cuenta, puedes sacar alguna promoción especial relacionada con ciertos libros en determinadas fechas. Para que te des una idea, puedes rebajar el precio de los libros de terror y misterio para la época de Halloween. O para el Día del Niño podrías poner una oferta especial de libros infantiles.

También puedes ofrecer ofertas a cierto grupo de personas en algunas fechas. Por ejemplo, si una pareja compra en tu librería para el Día de San Valentín, le puedes dar un descuento en ese día. Mira cómo hizo Artemis Edinter para el Día de la Mujer:

 

Marketing para librerías. Promoción día de la mujer

 

Claro, las promociones que establezcas no necesariamente deben ser de un día. Algunas festividades, como el Día de la Independencia o Navidad, pueden abarcar varias semanas. Por ejemplo, Librerías Gandhi ofreció varias promociones durante septiembre de 2019 bajo el lema “Historias de libertad”, para conmemorar el Día de la Independencia de México (15 de septiembre).

 

Marketing para librerías. Mes patrio en Librería Gandhi

 

4. Organiza distintas actividades culturales

 

Otra estrategia que puede ayudar a tu librería es organizar diferentes eventos relacionados con la lectura. Según un estudio de HubSpot, el 80% de empresarios considera que la organización de diferentes tipos de actividades ayuda significativamente al crecimiento de su negocio. Además, el 31% de los profesionales de mercadeo considera que el marketing de eventos es una estrategia muy efectiva.

Y si esas estadísticas te parecen poco, te contamos que, con base en una investigación del Event Marketing Institute, el 70% de la gente que asiste a un evento se convierte en cliente habitual de la empresa. Igualmente, el 84% de los asistentes tiene una opinión más positiva sobre el negocio después de participar en alguna actividad. Así que, como puedes ver, no es mala idea que inviertas en distintos tipos de eventos.

En tu caso, puedes seguir el ejemplo de varias librerías de España. Según la Confederación Española de Gremios y Asociaciones de Libreros, el 75% de las librerías de dicho país realiza al menos una actividad enfocada en la lectura durante el año. Dicho porcentaje se duplicó desde 2016, cuando solo un 36% de estos negocios se dedicaba a ese tipo de eventos. Entre las actividades están: clubes de lectura, presentaciones y firmas de libros, talleres, conferencias y cuentacuentos

Te damos algunos consejos que te pueden ayudar a organizar un evento y a obtener mejores resultados para tu librería:

 

Investiga a la competencia y a tu público

 

Para decidirte por una u otra actividad, te recomendamos que estudies un poco a la competencia y al mercado de los eventos culturales. Averigua qué librerías o negocios realizan este tipo de actividades y trata de asistir a un evento. Esto te puede dar una idea de cómo organizar uno, qué recursos necesitarás, cuánta gente puede llegar, si tu librería puede albergarlo o si hará falta un espacio más grande. 

Asimismo, no te olvides de tus clientes. Al igual que con tu blog, puedes analizar tus ventas más recientes para saber qué quieren tus compradores. Dependiendo de ello, quizá quieras organizar un cuentacuentos (por si has vendido muchos libros infantiles), una presentación de un libro local (por si la gente te pide muchos autores nacionales) o un recital de poesía (por si el género lírico es muy solicitado en tu librería).

 

Relaciónate con escritores o expertos en literatura

 

Te recomendamos que investigues muy bien acerca de escritores o expertos en literatura (profesores, influencers, editores, críticos, etc.) que vivan en tu zona. Si es posible, síguelos en redes, interactúa con sus publicaciones, trata de acercarte a ellos. De esta forma, más adelante puedes preguntarles si podrían participar de alguna actividad que quieras organizar. 

Si lo haces, recuerda preguntarle a esas personas si están disponibles e interesadas. Procura anunciar la actividad hasta que estés seguro de la participación de tus invitados, no querrás decepcionar a tus seguidores. Asimismo, avísale al escritor o experto con bastante tiempo de antelación, para que pueda prepararse y reserve el espacio en su agenda.

 

Marketing para librerías. Ejemplo de evento

 

Promociona tu evento en redes sociales

 

Por supuesto, no puedes olvidarte de darle difusión a tu evento. Después de todo, ¿de qué sirve que organices uno si no va a llegar nadie? Una buena opción para promocionarlo son las redes sociales

Ya mencionamos en una estrategia anterior la gran cantidad de usuarios que hay en esas plataformas. Pero, no solo por ello es bueno que compartas tu evento por esos medios. Según un estudio de Eventbrite, el 73% de los millennials (personas entre los 18 y 34 años) asiste a eventos como forma de expresión y utiliza las interacciones online como inspiración.

Ese dato no deberías pasarlo por alto, pues ese mismo estudio revela que el 89% de los millennials participa en un evento al menos una vez al año. Mientras que eMarketer indica que el 90.4% de millennials usa las redes. En otras palabras, las redes sociales puede ayudar a que más personas se interesen en tu evento.

Para sacarle partida a las redes sociales en relación con tu evento, te recomendamos que publiques la invitación en cada plataforma que tengas. Puedes acompañarla de una imagen o incluso un video. Claro, no olvides los datos de la actividad, como lugar, hora, fecha y valor de la entrada (si es gratis, también compártelo).

Puedes utilizar algún hashtag especial en las redes, de esta forma puedes tener mejores resultados. Recuerda que, como te dijimos anteriormente, las etiquetas puede aumentar el alcance de tus publicaciones.

En el caso de Facebook, puedes crear un evento en dicha plataforma, para que tus seguidores se enteren mucho antes de lo que tienes planeado. Eso sí, te recomendamos que no te quedes solo con esto, sino que trates de generar contenido relacionado con la actividad (fotos, posts, videos, recordatorios, etc.).

 

Marketing para librerías. Evento en Facebook ejemplo

 

Por último, si en tu evento va a participar un tercero (otro negocio, un escritor, etc.), pídele a él o ella que también difunda la actividad en sus redes sociales.

 

5. Usa el correo electrónico para fidelizar a tus clientes

 

A pesar de que atraer clientes potenciales puede ser de tu interés, no te olvides de aquellas personas que ya han comprado en tu local. ¿No te gustaría que la gente regrese más de una vez a tu librería? Te recomendamos que intentes retener a tus clientes para mejorar tus ingresos, pues según Frederick Reichheld de Bain & Company, aumentar la retención de gente en un 5% puede incrementar las ganancias de un negocio desde un 25% hasta un 95%.

Una estrategia efectiva para lograrlo es el marketing por correo electrónico. De acuerdo con un estudio del Grupo Radicati, existen 3.9 billones de usuarios de email en todo el mundo. Además, un estudio de Emarsys y la compañía WBR indica que el 81% de las empresas considera que el correo electrónico es la principal herramienta para la adquisición de clientes y un 80% cree que también impulsa la retención de compradores.

Si quieres utilizar esta herramienta para mejorar tu librería, lo primero que te recomendamos es que crees un mail personalizado. Es decir, en lugar de utilizar los servicios de Yahoo, Gmail o Hotmail, compra un dominio para tu librería. Según GoDaddy, las personas están 10 veces más dispuestas a elegir un negocio si este usa un correo personalizado. Asimismo, un 75% de la gente opina que la dirección del correo debe concordar con el nombre de la empresa.

En tu caso, utiliza el nombre de tu librería. Si este es muy largo o ya está registrado, trata de adaptarlo. Por ejemplo, si tu negocio se llama Librerías Don Quijote de la Mancha, podrías registrar el dominio “librosdonquijote” o “libreriaquijote”. Así, puedes crear una dirección de correo como “info@librosdonquijote” o “servicio@libreriaquijote”.

Te sugerimos que optes por un dominio y una dirección que sean cortos y sin caracteres especiales (como “$”, “/”, “#”, “&”, etc.) para que las personas no tengan problemas en memorizarlos.

 

Marketing para librerías. Ejemplo de dirección de correo

 

Puedes adquirir un dominio para tu correo electrónico (e incluso para tu sitio web) con Kolau, solo debes abrir una cuenta en la plataforma, lo cual no te lleva más de unos minutos.

 

Marketing para librerías. Datos para crear cuenta con Kolau

 

Con tu usuario, puedes buscar el dominio que te interese, también puedes agregarle algún subdominio para personalizar aún más tu librería (por ejemplo “.mx” si eres de México, “.gt” si vendes en Guatemala, etc.). Los pasos son bastante sencillos:

 

 

Cuando ya tengas tu correo, puedes pedirles el suyo a tus clientes cuando compren en tu librería. También, puedes incluir tu dirección de email en las facturas o recibos que des, así como en tus redes sociales y tu blog, invitando a la gente a escribirte por cualquier consulta o comentario. 

Por supuesto, debes estar pendiente de tu bandeja de entrada para ir respondiendo lo más pronto posible. Según un estudio de Toister Performance Solutions, aunque la mayoría de gente considera que 24 horas es un tiempo aceptable, el 88% de las personas espera una respuesta en 1 hora.

Por otro lado, cuando ya poseas una base de datos de tus clientes, puedes usar tu correo para otras estrategias. Aquí te damos algunas ideas:

  • Informa sobre promociones: si tienes alguna oferta temporal vigente, puedes enviar la información por correo e invitar a tus clientes a que te visiten antes de que el descuento expire. Incluso, si te animas, podrías ofrecerles una variante de dicha oferta. Por ejemplo, si esta consiste en un 10% de rebaja en libros de política, podrías ofrecerles un 12% a tus clientes por correo.
  • Invita a eventos culturales: cuando organices o patrocines algún evento cultural, puedes enviarles invitaciones o recordatorios a tus clientes por correo electrónico. Claro, no olvides compartirles todos los detalles. 
  • Comparte novedades de tu librería: también puedes mantener al tanto a tus clientes acerca de las novedades que haya en tu librería. No nos referimos solo a los libros nuevos en tus inventario, sino a cambios en tu horario de atención, si vas a incluir algún nuevo servicio, si vas a ampliar tu local, etc.

Sin importar qué tipo de contenido envíes a tus clientes, te recomendamos que trates de escribir por lo menos un nombre de la persona en el cuerpo del correo. Según un estudio de Ascend2, personalizar un correo es de las estrategias más efectivas, a tal punto que el 50% de las empresas la utiliza.

 

Ya te hemos compartido algunas estrategias que ayudarán a tu librería a crecer. ¡Ahora es tu turno de ponerlas en práctica! Anímate a incursionar en internet y crea tu blog. Si logras llenarlo de contenido atractivo, es muy probable que las personas se interesen más en tu negocio. No olvides los consejos que te dimos para darle más credibilidad.

También intenta usar las redes sociales para promocionar tu librería. Prueba con fotos y videos en las distintas plataformas que te hemos recomendado. Claro, recuerda poner en práctica algunas recomendaciones que te dimos (los hashtags, la duración de los videos, etc.) para que puedas llegar a muchas más personas.

Por último, no tengas miedo de organizar eventos culturales. Estos te pueden traer más clientes y pueden consolidar tu librería en el mercado. Si lo haces, no olvides promocionar las actividades en los distintos medios a tu disposición, incluyendo tu correo electrónico empresarial, el cual tampoco debes descuidar. ¡Haz la prueba y verás cómo tu librería va en ascenso!