El internet es sin duda uno de los avances tecnológicos más grande de la historia. Actualmente, forma parte de nuestro día a día, ya sea para asuntos de trabajo, estudio o por simple diversión. Por ello, lo pasamos muy mal cuando la señal falla y no podemos realizar nuestras actividades virtuales de manera fluida. 

Seguramente has vivido esta situación y hasta te has enojado. Si un mal funcionamiento de la red le resulta un dolor de cabeza a una sola persona, ¿te imaginas cómo es para un negocio? Para solucionar ese problema, César Martínez decidió fundar CEMLA, nuestra empresa destacada en el marco del Plan de Digitalización MIPYME en Paraguay.

Este emprendedor tiene más de una década de experiencia en los sistemas de redes, por lo que sabe hallar la solución cuando el internet parece no funcionar bien. César nos brindó un espacio en su agenda para contarnos un poco más de su empresa y cómo hace para ayudar a sus clientes.

 

PREGUNTA: Hola, César, para empezar nos gustaría que nos contaras un poco más sobre CEMLA. ¿A qué se dedica exactamente tu empresa? ¿Cómo surgió este proyecto?

RESPUESTA: Yo pertenecía a una empresa que vendía internet, pero como había mucho problema con la red interna de los clientes, se me ocurrió independizarme y abrir mi negocio. Ahora nosotros (hablo en plural porque somos mi hija y yo) hacemos trabajo de red y sistemas informáticos, así como instalaciones de cercas eléctricas y circuitos cerrados. 

Nos dedicamos más que nada a la reparación de red interna, porque muchas empresas del Alto Paraná compran internet, pero las personas que lo venden solo instalan el router y se van. Entonces, los clientes dicen: “Bueno, ya tengo wifi y ya puedo trabajar”. Sin embargo, su red se va agrandando a tal punto que se satura y ya no les funciona. Ese problema interno ya no lo arreglan las compañías de internet, así que nos piden ayuda a nosotros.

Actualmente estamos atendiendo a 5 hoteles que tienen redes wifi, las cuales controlamos para que tengan la mejor señal. A veces se quejan de que los clientes no se conectan rápido, que se les cae la señal, que los teléfonos no tienen una buena conexión, etc. Esos no son problemas de internet, sino que de red interna

 

P: ¿Estudiaste alguna carrera o técnico para poder dedicarte a este campo?

R: CEMLA. Hija de César.Me gradué de técnico superior en ingeniería industrial con especialización en electricidad, ya que en nuestra región no había ninguna facultad para estudiar la carrera de ingeniería. Debido a eso, mi trabajo era prácticamente de electricista, pero los ingenieros y arquitectos pagaban esa profesión por día trabajado. A mí no me convenía esa forma por mi grado de estudio, entonces tuve que buscar una alternativa para no regalar mis habilidades.

Por ello me fui a Foz de Iguazú, ubicada entre las fronteras de Brasil, Argentina y Paraguay. Ahí me especialicé en redes de CCNA de Cisco y luego estudié un poco de MicroTik, Al final me fui a trabajar a una empresa que vendía internet.

Básicamente yo no me gradué para trabajar con sistemas de redes de informática, no tengo un título ni certificado para ello, pues me especialicé en electricidad. Lo que hice fue estudiar cursos rápidos que ofrecían grandes empresas y aprender a medida que realizaba mi trabajo.

 

P: ¿Cuánto tiempo tuviste que estudiar y cuánto tiempo llevas con CEMLA?

R: Ya han pasado 2 años desde que abrí CEMLA, aunque empecé mucho antes en el área de redes porque trabajé con una empresa de internet durante 12 años. También laboré de forma tercerizada con otras compañías. Claro que todo el trabajo que hacía estaba avalado por las entidades donde prestaba mis servicios.

Cuando yo decidí independizarme, implementé todo lo aprendido y seguí trabajando con los clientes de la empresa donde trabajaba. No le quité ningún cliente a la compañía, pues fue un mutuo acuerdo porque esa empresa no brinda los servicios que yo ofrezco actualmente. 

 

Los clientes que nos eligen tienen garantizados nuestros servicios.

 

P: En tu opinión, ¿qué hace diferente a CEMLA de otras empresas?

R: Nosotros ofrecemos servicios personalizados. Antes que nada analizamos qué necesita el cliente y a medida que él lo necesita le presentamos un proyecto. Hay muy pocas empresas en nuestra región que ofrecen servicios tercerizados como el nuestro. De hecho, somos dos empresas nada más las que trabajamos en este campo, a tal punto que yo estoy con 3 compañías que venden internet. 

Para que tengan una idea, la empresa Cablevisión de Ciudad del Este le instala el internet a un hotel. Sin embargo, el cliente necesita un análisis de la red para que el servicio pueda funcionar bien. Entonces, yo analizo cuáles son los equipos que el hotel tiene, cuáles necesita y qué servicios requiere para que no tenga problemas cuando una gran cantidad de personas se conecte.

Básicamente no ofrecemos un servicio muy diferente a otras empresas, pero los clientes que nos eligen tienen garantizados nuestros servicios. No cobramos hasta que todo esté funcionando correctamente.

 

CEMLA. Red.P: ¿Cuánto tarda todo el servicio que ofrecen?

R: Depende de cada red. Si es la de una empresa que tiene más de 50 usuarios, puede llevar varias horas. Además, a veces el cliente nos dice: “Yo tengo una red formada y estaba funcionando”. Sin embargo, cuando hacemos un análisis nos damos cuenta de que estaba usando equipos que no eran adecuados o que eran de muy baja calidad. Arreglar todo eso puede llevarnos incluso varios días.

 

P: Pasando al plano publicitario. ¿Ustedes utilizan las redes sociales para atraer o retener a sus clientes?

R: Sí, uso bastantes redes sociales, pero hemos recibido muy pocos clientes de esa forma. Yo diría que han sido 5 clientes en dos años.

Por otro lado, consigo muchos más clientes por la publicidad que otras personas nos hacen. Es decir, el cliente recomienda mis servicios a otro. Esto ha ayudado tanto que dos empresas que venden internet me contactaro

 

P: En el caso de las redes, ya que mencionaste que sí las utilizas, ¿qué tipo de publicaciones realizas?

R: En realidad lo que más comparto son fotos de trabajos que estoy haciendo o que ya están terminados. Por ejemplo, a mediados del año pasado ofrecí un combo de cámaras de circuito cerrado a una empresa, todo a buen precio. Eso lo publiqué en las redes sociales, pero no con la idea de captar clientes, sino de mostrar un poco el servicio.

 

CEMLA. Servidores.

 

P: ¿En un corto o mediano plazo hay algún cambio que quieras implementar en CEMLA?

R: Sí, a corto plazo quiero poner una oficina y contratar a más personas para poder cubrir más terreno. Hay semanas en las que yo no puedo atender muchos clientes, porque se me acumula el trabajo. Entonces necesito un lugar donde centralizar todos los pedidos y tener empleados, en especial con conocimientos técnicos para poder publicitar más servicios.

Por otro lado, quiero ofrecer siempre el mismo servicio. No quiero abarcar mucho porque, según lo veo, cuando uno trabaja mucho se le escapan muchos detalles.

 

Busco sentirme bien con mi trabajo.

 

P: Ya que mencionaste que fuiste un empleado, ¿nos podrías contar qué tan diferente es esta experiencia con la de tener tu propia empresa?

R: La diferencia es mucha. Anteriormente yo cumplía un horario, tenía un salario fijo mensual y todos los servicios básicos estaban cubiertos por la empresa en la que trabajaba. Ahora, aparte de todos los impuestos, tengo que pagar todos esos servicios que antes no me correspondían. Por ejemplo, un seguro médico que no es barato. 

Entonces, yo dependía de una empresa y trabajaba tranquilo, llegaba a fin de mes y tenía mi dinero. Ahora tengo que batallar y sudar más. A veces en una semana ganó lo mismo que en la empresa, pero en otras pasan hasta 15 días y no llego a esa cifra. A pesar de ello, la experiencia es buena.

 

P: Tanto en la vida como en los negocios puede haber momentos complicados. En tu caso, ¿qué te motiva a seguir adelante con CEMLA?

R: CEMLA. LogoBásicamente es el servicio que ofrezco. Hay momentos en los que yo hago un trabajo no para cobrar, sino porque me apasiona. A veces se presenta un caso que aparentemente es más difícil, pero ese es el que quiero hacer. En otras ocasiones, doy presupuestos acorde a la necesidad del cliente, pero hago más solamente por hacer una buena labor. 

Además de que el cliente reciba lo que necesita, busco sentirme bien con mi trabajo. Por eso me gusta seguir con lo que hago a diario.

 

P: Imagina que han pasado 5 años, ¿cómo ves a CEMLA en ese tiempo? ¿Hasta dónde ves que ha llegado?

R: Bueno, desde el principio he querido tener una oficina de dos pisos con todos los equipamientos necesarios, una cabina a control remoto para todos los clientes, otra para ofrecer los equipos y un taller. A veces los problemas que tenemos con el equipo de trabajo son más cuestiones de laboratorio, así que necesitamos un taller para solucionarlos antes de ir con un cliente.

En resumen, vamos a tener una oficina y a 6 funcionarios distribuidos en 3 equipos de 2 personas. Voy a tratar de conseguirlo por lo menos en 2 o 3 años más.

 

Lo importante es sentir pasión por lo que se va a hacer.

 

P: Para finalizar la entrevista, ¿qué consejo les darías a los nuevos emprendedores?

R: CEMLA. Cámaras de seguridad.Primero, que les apasione lo que van a hacer. Si quieren fundar una empresa de servicios, les debe gustar ese trabajo. También deben tener en cuenta que puede haber una semana o un mes muy bueno, en el que sobre el dinero; y otro muy difícil en el que pueden llegar a enojarse con el Gobierno porque les está cobrando impuestos y no se recaudó el dinero necesario.

Entonces, pueden pasar momentos muy difíciles y muy buenos, pero lo importante es sentir pasión por lo que se va a hacer.

 

César no se conformó con lo que la vida le puso enfrente, sino que fue más allá en cuanto a estudios y trabajo se refiere. Sin duda, él es un ejemplo de que, cuando uno lo desea y se lo propone, puede superarse a sí mismo, incluso si las oportunidades parecieran ser nulas o pocas. 

A pesar de sus logros hasta ahora, César sabe que aún queda mucho camino por recorrer. Esa red de sueños que empezó a crear incluso antes de fundar su empresa sigue en construcción. Y, por lo que nos ha contado, él sabe muy bien hasta dónde quiere llegar. Seguramente, con su determinación y esfuerzo, no tardará en conseguirlo.

Si te encuentras en Hernandarias, región del Alto Paraná, y tienes algunos inconvenientes con tu señal de internet, no dudes en contactar a CEMLA. Ellos encontrarán la solución que necesitas. 

 


Cada semana, destacamos una empresa de Paraguay, en el marco del Plan de Digitalización MIPYME, cuya trayectoria, logros y experiencia son una inspiración para todos nosotros. Es un honor y un privilegio poder acercar estas grandes historias y aprender de ellas.