El mundo ha cambiado con el paso del tiempo, en especial en el ámbito de la tecnología. Basta con que mires a tu alrededor (por ejemplo, la pantalla en la que lees este artículo) para darte cuenta de ello.

Uno de los principales avances en esta área ha sido internet. Según Statista, en 2005 había 1.1 billones de usuarios en todo el mundo. Sin embargo, en la actualidad, la página Internet Live Stats señala que existen 4.4 billones. ¡La cifra se cuadruplicó en solo 15 años!

Así pues, el ser humano ha migrado de lo físico a lo digital en muchas actividades, entre las cuales está el comercio. Sí, ahora puedes comprar e incluso vender algún producto o servicio sin moverte de casa. De hecho, el 40% de los usuarios de internet a nivel mundial, de acuerdo con Statista, ha hecho alguna compra en línea en su vida. ¡Dicho porcentaje equivale a más de un billón de compradores! 

Si estás leyendo este artículo, seguramente tienes un negocio propio y estás pensando en buscar clientes entre tantos usuarios de la web. Sin embargo, quizá aún no estás seguro de cómo hacerlo. ¿De qué forma puedes obtener dinero de algo intangible? No tengas miedo, te contamos cómo recibir pagos en PayPal como empresa, una herramienta muy útil para el comercio virtual.

 

El E-commerce en cifras.

 

Qué es y cómo funciona PayPal

 

Un estudio de la Asociación Mexicana de Ventas Online reveló que el 77% de la gente que nunca ha comprado en línea tiene miedo a ser víctima de fraude electrónico. Asimismo, un 73% no se siente seguro de dar sus datos bancarios por internet. 

Con esos porcentajes, puedes notar que muchas personas sienten desconfianza de aventurarse en las compras por la web. Dicho miedo es comprensible, ya que, según una encuesta de PWC, el 31% de las empresas sufrió al menos un intento de crimen cibernético entre 2016 y 2018. Uno podría pensar: “¿Cómo voy a sentirme seguro si ni siquiera una entidad tan grande está libre de esa amenaza?”.

Tranquilo, a pesar de esos casos, las compras en internet pueden ser seguras para los compradores y vendedores (eso te incluye a ti). Lo importante es encontrar alguna plataforma o herramienta que ayude a ambas partes a estar seguras ante cualquier peligro potencial, como es el caso de PayPal.

En términos simples, se trata de una plataforma que permite a los usuarios realizar diferentes transacciones en internet; por ejemplo, pagos y transferencias. No se trata de un banco, sino de un intermediario para que todas las partes puedan ganar.

SpendMeNot indica que el 87.5% de las personas que adquieren un producto en internet usa esta plataforma. Además, ese mismo sitio web señala que un usuario de PayPal realiza, en promedio, 36.9 transacciones con esta herramienta de comercio electrónico al año. Por otro lado, un estudio de KPMG revela que PayPal es la segunda opción de pago para compras en línea en Latinoamérica (35%).

Pero, ¿por qué es tan especial? Bueno, ¿recuerdas los miedos que mencionamos? A diferencia de otros métodos, esta plataforma no comparte los datos personales de sus usuarios. Basta con que ellos registren su tarjeta o cuenta bancaria y su correo.

 

 

Cómo recibir pagos en PayPal como empresa. Página principal de PayPal

 

Ahora bien, ¿cómo funciona exactamente y cómo te puede ayudar a mejorar tu negocio? Es bastante sencillo. Tú creas un perfil en PayPal y lo enlazas a tu cuenta bancaria. De esta manera, puedes transferir dinero de un lugar a otro y usar ese perfil en línea para hacer compras o recibir pagos. Digamos que se asemeja a una tarjeta de débito virtual.

Entonces, como empresario puedes ofrecer un producto en tu sitio web empresarial, anunciarlo en Google o promocionarlo en redes sociales y usar PayPal como opción de pago para tus clientes. De esa forma, ellos transfieren saldo de su cuenta de PayPal a la tuya cuando adquieren tu producto en tu página. Luego, puedes pasar ese pago a tu cuenta de banco para tener el dinero en forma física. 

En este punto, ten en cuenta que, según una investigación de Ipsos, el 59% de los usuarios es capaz de abandonar una compra si el sitio web en el que desea adquirir un producto no le ofrece PayPal como opción de pago. Así que usar esta plataforma puede evitar que pierdas algunos clientes potenciales.

Asimismo, te aclaramos desde ahora que si recibes un pago por venta en tu perfil, PayPal te cobrará una comisión, la cual no es muy elevada, así que no hay un riesgo alto de pérdida para tu negocio.

 

Beneficios de usar esta plataforma

 

Ya te contamos cómo funciona PayPal, al menos de forma general. También dijimos que brinda confianza a las personas, ya que solo tienen que ingresar una vez sus datos personales. Sin embargo, esta plataforma tiene más características que elevan su confiabilidad para e-commerce. Entre ellas están:

  • No tiene costo: PayPal es gratuito. Sí, leíste bien. No necesitas pagar ningún monto por suscribirte a su servicio o salirte del mismo. Basta con que te registres en la página web (más adelante veremos cómo) para empezar a usar la plataforma. Ahora bien, como mencionamos, debes pagar una comisión si vas a usar esta herramienta para vender
  • De uso internacional: PayPal es de alcance internacional, por lo que puedes ampliar tu cartera de clientes y vender en el extranjero. Asimismo, si eres comprador, te permite adquirir productos de casi cualquier parte del mundo.
  • Comodidad para sus usuarios: cuando una persona crea su perfil en PayPal debe enlazarlo con una tarjeta o cuenta de banco. Esta acción solo se hace una vez. Por ende, si tú o tus compradores ya son parte de PayPal, pueden hacer transacciones de manera muy rápida sin necesidad de ingresar sus datos personales; además de hacer transferencias entre la plataforma y sus cuentas bancarias sin salir de casa.
  • Manejo de diferentes divisas: si en algún momento has pensado que no puedes vender en diferentes partes del mundo debido a la moneda que se usa en tu país, te contamos que eso no es problema con PayPal. Esta herramienta maneja varios tipos de moneda y hace las conversiones respectivas. Eso sí, la plataforma te cobra una comisión por cada conversión que realices.
  • Alta seguridad: con tanto dinero en juego, PayPal no podía quedarse de brazos cruzados. La plataforma monitorea cada transacción que se realiza en ella para detectar cualquier tipo de anomalía. Por si fuera poco, utiliza tecnología de encriptación para proteger los datos de sus usuarios. Esta plataforma jamás comparte información personal de sus usuarios con ningún sitio.
  • Devoluciones de dinero: si en algún momento alguien siente que lo estafaron o que lo están intentando (sea vendedor o comprador), puede pedir a PayPal que se encargue del asunto. Si la plataforma descubre que se cometió un delito, puede devolver el dinero a la persona afectada.
  • Control de ventas: si vas a vender con PayPal, la plataforma mantiene un registro detallado de cada transacción. De esta manera, tanto tú como tus clientes tienen un respaldo en caso de que haya algún problema. Además, con esta herramienta virtual puedes enviarles facturas a tus compradores.

 

Tipos de cuentas que puedes crear en PayPal

 

Has visto que con PayPal puedes comprar y vender. Dependiendo de cuál opción prefieras, existen dos tipos de cuenta en la plataforma:

  • Personal: es aquella pensada para los compradores en línea. Este tipo de cuenta permite realizar pagos en distintas páginas web y enviar dinero a familiares y amigos. Una de sus mayores ventajas es que no tiene ningún tipo de costo. Es decir, nunca tendrás que pagar un solo centavo por apertura, manejo o cancelación de cuenta.
  • Business o empresarial: como su nombre lo indica, está diseñada para quienes hacen negocios en internet, sean personas particulares o empresas. En otras palabras, con este tipo de cuenta, además de comprar, podrás vender en línea y recibir un pago por ello.

Al igual que una cuenta personal, la empresarial no tiene ningún costo por mantenimiento. Sin embargo, por cada pago que recibas, PayPal te cobrará una comisión del 5.4% sobre dicho monto, más US$0.30. Si en algún momento crecen tus ingresos diarios por ventas en PayPal, puedes solicitarle a la plataforma un plan para disminuir el porcentaje de comisiones.

 

Crea una cuenta para tu empresa

 

Ya te contamos qué es PayPal y cómo puedes beneficiarte de esta plataforma, así que es momento de pasar a la práctica: crear tu perfil para empezar a vender.

 

Primero lo primero: debes registrarte

 

El primer paso será dirigirte a la página de PayPal. Ahí, como en cualquier red social, tendrás que iniciar sesión o registrarte. Como es tu primera vez en esta plataforma, vas a elegir la segunda opción. Cuando lo hayas hecho, te aparecerán dos alternativas en pantalla y deberás optar por la que dice “Cuenta Business”.

 

Cómo usar PayPal para recibir pagos como empresa. Página de inicio de PayPal

 

Después de hacer clic en “Continuar”, la plataforma te pedirá que ingreses un correo electrónico y que crees tu contraseña para tu cuenta de PayPal. Además, tendrás que poner información de tu negocio: nombre y dirección. Es importante que seas lo más honesto posible en este aspecto. Es decir, no uses datos falsos o imprecisos solo por salir del paso. Aunque no lo creas, la plataforma puede investigarte para confirmar tu identidad.

En la siguiente página deberás agregar más datos sobre tu negocio: tipo de empresa que manejas, los productos que ofreces y un enlace a tu sitio web. En el caso de los primeros dos, también sé lo más sincero posible. Respecto al tercer punto, no es obligatorio ponerlo.

Finalmente, PayPal te pedirá que detalles información sobre el titular de tu empresa (o sea, tú). Al igual que con lo anterior, recuerda ingresar fielmente los datos. Cuando hayas finalizado, la plataforma te enviará algunos correos a la dirección que registraste, así que revisa tu bandeja de entrada lo más pronto posible.

Haz clic en el enlace que te haya llegado, el cual te redireccionará a PayPal. Deberás ingresar la contraseña que registraste para completar el proceso. Una vez hecho, ya tendrás confirmado tu perfil. Pero cuidado, aún falta para empezar a recibir pagos. 

 

Cómo usar PayPal para recibir pagos como empresa. Confirmar correo de PayPal

 

Asocia tu cuenta o tarjeta

 

Ya que tienes tu usuario creado, te preguntamos: ¿de dónde saldrá y a dónde irá el dinero que usarás en tus transacciones? El siguiente paso será enlazar tu perfil con una cuenta bancaria o tarjeta de crédito. Presta atención, es bastante sencillo.

En tu página principal de PayPal, dirígete al menú “Vincular” y elige la opción “Confirmar tarjeta de débito o crédito”. Deberás llenar un formulario con los datos de la tarjeta o cuenta que quieras asociar. No te preocupes si sientes que esa información es muy personal, pues esta será la única vez que deberás ingresarla, ya sea directamente en PayPal o en algún otro sitio en el que hagas una transacción con esta plataforma.

Si eliges una cuenta bancaria, PayPal te depositará dos montos inferiores a US$1.00 para confirmar que los datos son reales. Debes estar pendiente de tu estado de cuenta en línea. Cuando te aparezcan dichas cantidades, regresa a PayPal para ingresarlas y completar la confirmación.

 

Cómo usar PayPal para recibir pagos como empresa. Asociar cuenta bancaria

 

En el caso de la tarjeta de crédito, el proceso es similar. Ingresa toda la información de tu plástico, incluso el código de seguridad (descuida, es bastante seguro).  

PayPal te hará dos cargos bastante pequeños, pero quédate tranquilo, pues ese dinero se te devolverá cuando la plataforma haya confirmado la tarjeta. Para ello, vigila tu estado de cuenta (puede demorar algunos días hábiles) y anota los códigos que aparecerán junto a cada uno de lo montos. Ingrésalos en la plataforma y ¡listo!

 

Configura pagos y crea botones

 

Lo siguiente en la lista es decidir cómo quieres que tus clientes te paguen. Ve a la opción “Configuración de pagos”. Te aparecerá una ventana con tres opciones: en sitio web, pago en línea e eBay. Lo ideal es que elijas la primera, pues te permitirá recibir ganancias mediante pagos de tarjeta de crédito, débito y PayPal.

 

Cómo usar PayPal para recibir pagos como empresa. Configuración de pagos PayPal

 

La segunda alternativa es por si quieres mandar una especie de solicitud de pago vía correo electrónico a tus clientes. La tercera, en caso de que también vayas a vender en eBay. Por si te lo preguntas, sí puedes optar por las tres.

Nosotros continuaremos con la de sitio web. Así que, cuando la hayas seleccionado, PayPal te preguntará cómo deseas procesar los pagos con tarjeta. Te da dos caminos: el primero es para aceptar todas las tarjetas de crédito y débito y montos transferidos mediante la misma plataforma. El segundo, por si ya tienes incluida esa primera opción.

Posteriormente te mostrará dos formas de configurar los pagos de PayPal en tu sitio web. Te sugerimos que utilices la segunda, la cual consiste en el uso de códigos HTML o enlaces. Descuida si no eres programador o no conoces mucho de dicho lenguaje de etiquetas, pues mediante un sistema de gestión de contenido web (como WordPress o Wix) puedes incluir incluir botones de PayPal. A continuación te aparecerá una ventana similar a esta:

 

Cómo usar PayPal para recibir pagos como empresa. Ventana de botones PayPal

 

Como puedes ver, es una especie de administrador de botones. Debido a que sería tu primera vez con PayPal, deberás elegir “Crear nuevo botón”. Esto te llevará a una pestaña en la que podrás configurar algún método de pago para tu sitio web. La plataforma te ofrecerá cinco tipos:

  • Añadir a carrito: permite que los clientes elijan varios artículos y los paguen mediante un solo monto. Imagina que es como hacer las compras en el supermercado.
  • Comprar ahora: como su nombre lo indica, permite a las personas adquirir un producto de una sola vez. Es de las opciones más rápidas para tus clientes.
  • Donaciones: permite a la gente contribuir con tu empresa, aunque este botón suele usarse principalmente para organizaciones o campañas benéficas.
  • Certificados de regalo: con esta opción vendes certificados que los clientes pueden regalar a sus seres queridos.
  • Suscripciones: funciona si tienes algún tipo de pago recurrente por artículos o servicios. Es el equivalente a las mensualidades o anualidades que pagas, por ejemplo, en un club, el gimnasio, a una revista, etc.

Para crear cada uno de estos botones, solo deberás llenar el formulario que te aparecerá en pantalla. En general, te pedirá que ingreses el nombre del artículo o servicio que quieras ofrecer, algún código que te servirá para identificarlo en tu inventario (opcional), el precio y el tipo de moneda que usarás.

 

Cómo usar PayPal para recibir pagos como empresa. Creación de un botón PayPal

 

Podrás añadir más opciones de diseño, por ejemplo, algún menú desplegable de productos o precios; o un recuadro por si el cliente debe ingresar información del artículo que va a comprar. En las pestañas de abajo encontrarás más herramientas de configuración. Cuando lo tengas listo, haz clic en “Crear botón”. Te aparecerá lo siguiente:

 

 

Cómo recibir pagos por PayPal como empresa. Código HTML de botón.

 

¿Ves el código en la parte inferior? Sí, nos referimos a ese grupo de letras y símbolos. Bien, pues tendrás que copiar dicho texto y seguir las instrucciones que te despliega PayPal. Si administras tu página en WordPress, por dar un ejemplo, dirígete a tu página de compras (o crea una si aún no la tienes).

Una vez en ella, posiciona el cursor en la parte donde quieras agregar tu botón, selecciona la pestaña “HTML” o «Text» en la esquina superior derecha del editor de textos y pega el código. Si haces clic en «Vista previa», te aparecerá el botón de PayPal en tu sitio web.

La plataforma de pago también te generará un enlace para que hagas campañas de marketing por correo electrónico. De esta manera, podrás enviarles la opción de pago a tus clientes por email.

Además, podrás copiar dicho link y añadirlo en algún artículo o entrada de tu sitio web. Solamente debes pegarlo en cualquier objeto (texto, imagen, video, etc.) para que redireccione al comprador cuando este haga clic sobre el enlace.

 

Cómo usar PayPal para recibir pagos como empresa. Enlace para correo electrónico

 

Si has creado una página web con Kolau, te contamos que es mucho más fácil vender online a través de PayPal. Tan solo es necesario marcar una casilla para indicar que quieres vender en línea tu producto y la propia plataforma te guiará para crear tu cuenta de Paypal, además de que no tendrás que generar ningún código para agregar tus botones de pago, ¡aparecerán automáticamente!

 

 

Recibe y utiliza el dinero

 

Ya vimos cómo puedes ofrecer tus productos mediante PayPal (botones de pago). Pero, ¿qué pasa cuando la gente decide adquirir uno de tus artículos?

Si un cliente compra tu producto usando PayPal, tú recibirás el monto en tu propia cuenta de dicha plataforma. Sin embargo, debes tener presente que se te cobrará una comisión, la cual equivaldrá al 5.4% del valor de la venta, más US$0.30

Supongamos que vas a vender un artículo por US$500. Aplicando la tarifa de PayPal, se te descontarán US$27, equivalentes al 5.4% del precio del producto. Al añadirle el resto de la comisión, serán US$27.3. Entonces, tú recibirás US$472.70 en total por la venta. 

Las ganancias que obtengas se acumularán en tu cuenta de PayPal. Ahí tendrás dos opciones: dejar el dinero en la plataforma y usarlo para hacer compras por internet; o transferirlo a tu cuenta bancaria asociada a tu perfil.

Para hacer esto último, solo dirígete a la página principal de tu usuario de PayPal. Debajo de tu saldo encontrarás el botón “Transferir fondos”. Haz clic sobre él y te aparecerá un formulario en el que tendrás que elegir la cuenta hacia la que vas a transferir tu dinero.

 

Cómo usar PayPal para recibir pagos como empresa. Botón de transferir fondos

 

Cuando agregues tus cuentas, deberás escribir el monto que vas a transferir (no es necesario que pases todo tu saldo al banco). Después, solamente deberás confirmar la transacción. Es importante que tomes en consideración dos aspectos. Primero, el dinero puede tardar hasta seis días en acreditarse a tu cuenta, así que debes ser paciente.

El segundo factor es que, si bien la plataforma no cobra ninguna comisión por transferir a tu cuenta de banco, es posible que alguna entidad financiera sí te haga algún recargo por ello. De este modo, te recomendamos que, antes de hacer algún traspaso de dinero, averigües si tu banco tiene alguna cuota por ese proceso.

 

Atención a los pagos retenidos

 

En ocasiones, PayPal puede retener algún pago que te hagan. Es decir, pese a que el cliente ya haya hecho la transferencia, tú no tendrás disponible ese dinero. Esto se debe a que la plataforma, entre sus protocolos de seguridad, puede investigar la transacción para confirmar su legalidad y proteger al cliente de estafas o artículos defectuosos.

Por lo general, las retenciones duran 24 horas, pero hay casos en que pueden extenderse hasta 21 días. Hay varios motivos por los cuales la plataforma puede ponerte este obstáculo. Algunos son:

  • Ser vendedor nuevo en PayPal.
  • Tener un historial muy corto de ventas mediante la plataforma, incluso si llevas bastante tiempo registrado.
  • Tener un gran número de quejas o reclamos de clientes.
  • Cambiar repentinamente en tus actividades de venta. Por ejemplo, si de un momento a otro empiezas a vender artículos más grandes o más caros.
  • Recibir pagos de cuentas que llevan mucho tiempo inactivas o que registran poca actividad de compra.

El tiempo de estas retenciones disminuirá conforme vayas creciendo dentro de PayPal. Es decir, mientras más vendas, menos días tendrás retenidas tus ganancias, salvo alguno de los escenarios que involucren al cliente.

Para obtener mejores resultados, te damos algunos consejos:

  • Antes de vender, asegúrate de que tu cuenta esté verificada y que tus datos registrados sean verídicos.
  • Envía tus pedidos lo más pronto posible. 
  • Asegúrate de que tus productos estén bien empacados e identificados, en caso de que PayPal deba rastrearlos por algún inconveniente.
  • Revisa muy bien la dirección de entrega. Los paquetes no entregados te pueden dar “mala fama” en PayPal.
  • Trata de mantenerte en comunicación constante con tu cliente, sobre todo si ves que surge algún imprevisto.
  • Cuando recibas un pago, en especial si es muy grande, evita transferirlo de inmediato a tu cuenta bancaria, pues PayPal podría sospechar que se trata de algún fraude.

Si sigues estas recomendaciones, le podrás dar un uso adecuado a tu cuenta; por ende, PayPal no te molestará a cada instante con las retenciones (después de todo, necesitas tus ingresos).

 

Ahora ya sabes qué es PayPal y cómo te puede ayudar para incursionar en el comercio virtual. Es hora de que abras tu cuenta y juegues con los distintos botones que puedes crear. Recuerda que hay una o más opciones para las necesidades de tu negocio, así que define bien qué tipo de ventas harás.

Por supuesto, no dejes a un lado tu sitio web, ya que será la principal fuente de clics para tus botones. Si aún no has creado tu página, ¡no esperes más! Internet sigue creciendo y, si no te apresuras, te puede dejar muy atrás. 

Por último, recuerda quitarte el miedo a la web. A pesar de que hay amenazas en internet, puedes evadirlas y lograr que tu negocio prospere. O si eres comprador, quedar satisfecho por tu adquisición. Sin duda, con PayPal la seguridad no faltará.